Oficinas y casas domóticas. Mayor seguridad y confort

8 noviembre, 2018
Oficinas y casas domóticas. Mayor seguridad y confort

Las oficinas de hoy, poco o nada tienen que ver con las del pasado. Antes, lo normal era disponer de archivos en los que se guardaba toda la documentación de la empresa, todo lo relacionado con la actividad profesional. Hoy, esos muebles, se han sustituido por ordenadores. En la era tecnológica, no hay espacio para almacenar papel, y además, es muy poco ecológico. ¿Sabes la cantidad de árboles que han de talarse para abastecer al mundo de la cantidad de papel que necesita?

Hoy, la empresa se ha digitalizado, y algunas han ido un poco más lejos. La domótica, hace su entrada en el sector público y también en el privado. Oficinas inteligentes que integran todos los servicios en uno. Todo puede estar controlado con un simple teléfono móvil. La domótica, ha llegado para facilitar la vida a la empresa, pero también a particulares. Así, desde Delbin Ingeniería, analizan y diseñan las necesidades específicas de cada cliente y a continuación, diseña un sistema domótico personalizado, totalmente adaptado a las necesidades de todo y cada uno de ellos. Gracias a esos sistemas, es posible disfrutar de un mayor nivel de confort, seguridad, ahorro, etc… Con una amplia experiencia a sus espaldas, esta empresa es capaza da abordar con éxito cualquier tipo de proyecto, implantando soluciones eficaces y funcionales, y a la vez, fáciles de manejar.

¿Qué es un sistema domótico?

Es un sistema que controla de manera inteligente, todos los sistemas en uno solo, consiguiendo un mayor confort y seguridad, tanto en casa como en la oficina. Además, supone un importante ahorro de energía. ¿Por qué´? Pues bien, estos sistemas son capaces de detectar las necesidades energéticas del momento, adaptándose a las mismas.

Gracias a los sistemas domóticos se consigue aprovechar más y mejor la energía eléctrica, así como la luz del sol, adaptándose a las necesidades del momento. Oficinas más cómodas, más seguras y también, más eficientes. ¿A qué esperas para domotizarte?

Ventajas de domotizar tu oficina, o tu hogar

La primera de las ventajas es, sin lugar a dudas, el importante ahorro energético que supone la instalación de un sistema domótico. Así, de manera inteligente, tu oficina, tu casa, podrán gestionar todo, y desde cualquier parte del mundo, tú también podrás tenerlo todo controlado. Si estás en casa, podrás tener totalmente controlado todo lo que sucede en la oficina. Y al revés. No hay mayor tranquilidad que estar en el trabajo sabiendo que tu casa está totalmente segura. Y lo mejor, aunque te dejes el aire puesto, la calefacción, o incluso si te has dejado encendida la plancha. El sistema domótico se ocupará de todo.

También es posible controlar los consumos de los electrodomésticos y de esta forma, cambiarlos por otros más eficientes. Con esto, no solo ahorrarás energía. También ahorrarás mucho dinero.

Una casa u oficina inteligente, te ofrece la posibilidad de tenerlo todo centralizado, interactuando con sistemas informáticos. Toda la vivienda, estará interconectada entre sí, lo cual facilita significativamente su gestión.

La seguridad de las personas y de los bienes, es tan importante como el cuidado del planeta. Y es que la instalación de un sistema domótico aporta, tanto a la oficina como al hogar, la máxima seguridad, ya que incluye alarmas y sistemas de alerta frente a posibles intrusos, que se integran en la alarma convencional, para poder comunicar con la central en caso de que los cacos se hayan colado dentro. Podrás dormir en paz, y trabajar  muy relajado.

Pero no solo eso, además, este sistema te avisará en caso de fugas de agua, de gas o de humo, y tomará las medidas necesarias para evitar males mayores. Por ejemplo, si tienes una fuga de agua y tu oficina se inunda, o tu casa, el sistema desactivará temporalmente el aparato eléctrico de la zona, y de esta forma, evita el riesgo de que se produzca un cortocircuito. Si el problema ha  empezado en tu vivienda, automáticamente se cerrarán todas las llaves de paso. Porque no es suficiente con avisar. En muchos casos, el tiempo es oro, y una pequeña avería podría ocasionar un gran número de desperfectos.

Además, las personas discapacitadas, así como los ancianos o dependientes, tienen la posibilidad de pedir ayuda, en caso de necesitarla, automáticamente, solo con pulsar un botón que avisará a los servicios de emergencia.

¿Preparado para el futuro?