La técnica de las 5 segundos

31 octubre, 2017
La técnica de las 5 segundos

Las jornadas laborales suelen ser bastante duras en las oficinas, más aún cuando estamos en la víspera de las fiestas, ya que se tiene que dejar todo el trabajo listo antes de las vacaciones. La regla general es la de dejar limpio tu sitio de trabajo, pero en muchas empresas se generan concesiones a esta regla cuando hay mucho trabajo de por medio.

Estas concesiones no derivan en beneficio de nadie, ya que un espacio sucio o en el que las cosas están de por medio genera una reacción subconsciente que no te permite focalizar tus esfuerzos, por tanto no eres productivo. También en las personas de alrededor se producen perjuicios, porque pueden perder el tiempo arreglando algo que tenía que estar listo para usarse y no lo está.

El estrés nos juega malas pasadas, pero no siempre se puede confiar en que va a venir la mujer de la limpieza a hacer el trabajo por ti. Porque seamos realistas, los servicios de limpieza se contraten para que se focalizan en áreas dónde nadie limpia. Pero limpiar tu escritorio es algo básico y lleva un componente de respeto hacia la otra persona.

A pesar de lo que vamos a comentar ahora, disponer de los servicios de una empresa experta en limpieza nos ayudará cuando el tiempo sea una moneda de cambio valiosa. Es el caso de Limpieza a Domicilio Bilbao, una empresa de servicios de limpieza de calidad para la oficina, el hogar y los despachos

Existen muchas metodologías para enseñar a los trabajadores a mantener limpio su espacio de trabajo, una de ellas es la metodología de las 5’s, que se conforma de los siguientes principios: Seiri (Clasificación), Seiton (Ordenar), Seisō (Limpieza), Seiketsu (Estandarización) y Shitsuke (Disciplina).

Consejos para mantener tu área de trabajo limpia

Hay miles de consejos que puedes aplicarte pero aquí te daremos solo los más importantes:

En primer lugar, debes de organizar y ordenar las cartas, hojas y papeles que tengas a la vista, así como todos los utensilios de oficina que tengas a la vista. Los cables deben de quedar todo lo escondido que se puedan, porque encontrarse una mesa con todos los utensilios de trabajo desordenados da una muy mala imagen de ti.

En segundo lugar, una de las maneras en la que más tiempo pierden los trabajadores es en los desplazamientos a las basuras o a las impresoras. Acercarlas a los escritorios o a las áreas de trabajo eliminará desplazamientos que no aportan nada, además el coste de una papelera por empleado no es alto.

En tercer lugar, debemos eliminar todo tipo de libros, cuadernos, cartas o facturas que están obstaculizando las zonas sin utilizar del escritorio. Recordamos y remitimos al primer punto, cuando esto ocurra hay que organizarlas y guardarnas en los archivos o carpetas que correspondan.

En cuarto lugar, mantén el escritorio tan limpio como si fuese el despacho del jefe. Debe de evitarse comer, ver series o jugar encima del escritorio, ya que pueden provocar accidentes con el ordenador o los documentos. Además, genera muy mala impresión ver restos de comida o papeles sueltos en la mesa.

En conclusión, mantener el espacio de trabajo nos ayudará a focalizarnos, a dar una buena impresión a los demás y a ser más productivo.